miércoles, 22 de octubre de 2014

ARROZ CON CHORIZO

Ésta es la típica receta de la abuela, ¿quién no ha comido un buen plato de arroz con chorizo de pequeño?  

A mi me trae muchísimos recuerdos de la infancia. Por aquella época detestaba el arroz amarillo pero me volvía loca el día que tocaba arroz con chorizo. Recuerdo además conversaciones con mis amigas a la salida del colegio, cuando salíamos a las 13:30h y las calles olían a lentejas, a puchero, a cocido, a pimientos asados... cada casa un aroma, y nos íbamos preguntando, "¿que habrá hecho hoy mi madre?", "Por favor, que no sean habas ni sangre encebollada", ¡vaya si salíamos con hambre!


Hará unos tres años me invitó a comer a casa la madre de mi amiga Inma Ruda. Inma vive en Manchester, y cuando vuelve su madre siempre le prepara las cosas que allí tanto echa de menos. Aquel día comí el mismo arroz con chorizo que hacía mi madre. Lo disfrutamos las dos por igual. No sé si se prepara así en todas partes pero ésta es la receta que tanto nos gusta.

La receta es rápida y fácil de hacer, ¡ahí va!

Ingredientes:
2 dientes de ajo, media cebolla, 3 tomates, laurel, sal, chorizo, arroz bomba o redondo, 1 chorreón de vino, aceite, agua, pimentón picante de la Vera, alubias blancas de bote.


Para empezar hacemos un sofrito con el ajo, la cebolla y el tomate pelado y picado. Yo empiezo siempre por la cebolla y el ajo y agrego el tomate al final con el fuego más bajo para evitar que el calor absorba todo su jugo. Hecho el sofrito lo aparto y lo bato.
Lo devuelvo a la olla donde le pongo la sal, el laurel, el chorizo, el arroz y media cucharadita de pimentón de la Vera picante, o cualquier otro pimentón de calidad. Lo mareo todo. 


 Añado ahora un chorreoncito de vino blanco y cubro con agua.
Siempre con el fuego medio/bajo, voy removiendo de vez en cuando y añadiendo agua de ser necesario. Es un plato de arroz caldoso, así que no hay que dejar consumir el caldo.
Pruebalo de sal y añade un poco más si le hace falta.
 Finalmente, cuando ya esté el arroz al dente, añado una tercera parte de un bote de alubias blancas cocidas que habremos lavado antes.
Damos un par de minutos más, y apartamos. ¡Listo para servir!


 Hoy soy yo quien le va a dar la sorpresa a su hijo, lleva días pidiéndome este plato y creo que ya no se lo espera.

¡Buen provecho!

4 comentarios:

  1. Guisote rico y que yo no recuerdo de nuestra infancia, como tampoco recuerdo a qué hora salíamos del colegio. Ja, ja, ja. Menos mal que lo recuerdas tú. Un besito, mía.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno a ver si te lo hago un día y al probarlo recuerdas algo... mientras no recuerdes que a ti no te gustaba, jajaaja

      Eliminar
  2. El arroz y el chorizo son dos delicias por separado, pero como que no me cuadran en conjunta y perfecta armonía; sin ninguna duda tiene que estar rico pero esto se lo pongo a mi mujer y no me habla en una semana. El arroz con lo que sea y el chorizo apretadito en un bollo recién hecho y se te caen dos lagrimones......

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajjajajaj el marido de una amiga le hace sopa de lechuga una vez a la semana y a mi amiga se le siguen cayendo los dos lagrimones cada vez que toca, así que no, si no le va a gustar no le hagas esto a tu mujer que hay otras muchas cosas ricas que comer. Un beso!

      Eliminar